Tiempo de lectura: 2 minutos ⌛

Asgard es uno de los nueve mundos de la mitología nórdica. A su vez, es el hogar de los dioses. El acceso a Asgard era solo posible cruzando el puente Bifrost (el arcoíris).

Asgard estaba dividido en doce o más reinos en los cuales cada dios principal tenía su propia mansión de plata u oro. El palacio más importante era Valhalla, el hogar de Odín, el jefe de los dioses.

A su vez es también la tierra natal de los Aesir, la raza de dioses guerreros. Situado en el nivel más alto del universo nórdico, está rodeado por un alto muro de bloques de piedra.

La caza salvaje de Odín, por Peter Nicolai Arbo
La caza salvaje de Odín, por Peter Nicolai Arbo

Los muros que rodean este lugar fueron construidos por Blast (o Hrimthurs), quien pidió como forma de pago la mano de Freya además del Sol y la Luna. Odín aceptó el trato bajo la condición de que los muros estuvieran construidos en seis meses. Hrimthurs tenía un caballo mágico, llamado Svadilfari que lo ayudó en sus labores. La rapidez con la que trabajaba atemorizaba a Odín y otros dioses (especialmente Freya). A unos días de acabar, Loki, el embaucador, se convirtió en una yegua para seducir al caballo Svadilfari. Como consecuencia, Blast no pudo acabar los trabajos a tiempo y no se le concedió el pago acordado.

También en este nivel se encuentran los mundos de Alfheim y Vanaheim así como el Valhalla, un inmenso salón donde los guerreros muertos en combate esperan el conflicto final.

En el medio de Asgard se encuentra la llanura de Idavoll (o Ida) donde los Aesir se reúnen para discutir asuntos importantes. Allí los dioses se congregaban en el salón de Gladsheim y las diosas en el salón de Vingólf.

Los dioses también se reúnen a diario en el Pozo de Urd, quealimentaba una de las raíces del árbol Yggdrasil.

Árbol Yggdrasil mitología nórdica
Árbol Yggdrasil