Tiempo de lectura: < 1 minuto ⌛

Los centauros eran una tribu de salvajes mitad hombre, mitad caballo que habitaban las montañas y los bosques de Magnesia, Tesalia.

Eran una raza primitiva que hacían sus hogares en cuevas, cazaban animales salvajes para comer y se armaban de rocas y ramas de árboles.

Estas criaturas eran representadas como un híbrido con el torso de un hombre (de cabeza a cintura) y con el cuerpo y piernas (patas) de un caballo. Tenía los rasgos faciales de un hombre normal o, a veces, con nariz respingona y orejas puntiagudas de un sátiro.

Centauros mitología griega por GENZOMAN
Representación de centauros por GENZOMAN

Orígenes

El padre de la tribu (o raza) de centauros fue Centauro (el hijo de Ixión y Néfele), valga la redundancia. Se creía que estas criaturas vivían en los bosques de Tesalia, más allá de los dominios del hombre. Estas criaturas mitológicas quizá tuvieron cierta base en la realidad ya que existía en Tesalia una tradición de cazar toros mientras montaban a caballo. Quizá el origen del término significaba originalmente «matador de toros». Quizá los jinetes cazadores de Tesalia eran tan habilidosos que parecían ser uno con el caballo y de ahí nació el mito de una sola criatura.

Los centauros en el arte

La Centauromaquia, una batalla entre estas criaturas y dioses o héroes, era un tema popular que servía como sujeto para esculturas decorativas en antiguos edificios griegos, especialmente en templos.